Cada año, hombres y mujeres se suman al mundo de la docencia pero terminan estresados y enfurecidos con los alumnos, con sus padres y con las instituciones educativas. Al día de hoy, nadie tiene la receta perfecta para ser un docente perfecto, pero hay algunos consejos que te pueden ayudar a ahorrarte dolores de cabeza.

Utiliza técnicas de gamificación

Las técnicas de gamificación ayudan a los estudiantes a sentirse interesados por los contenidos que se enseñan. Se trata de crear mecánicas similares a las de un videojuego, ayudar a los alumnos a trabajar con objetivos concretos, sin puntuarlos, pero generando una competitividad sana.

Fuente:  psyciencia
Fuente: psyciencia

Utiliza un punto de vista global al explicar

Hoy es muy importante hablar sobre los contenidos y explicarlos de tal modo que se genere una conciencia global. Los alumnos deben entender que hoy son ciudadanos del mundo y actuar como tales. Defender sus intereses, los de los demás y lograr un mundo mejor, más solidario y cooperativo.

Fomenta las preguntas

Una buena clase no es aquella donde los alumnos se quedan quietos y callados, es aquella en la que los alumnos se sienten interesados, preguntan e interactúan. Los mejores consejos para docentes están relacionados con generar estudiantes críticos, capaces de entender y relacionar conceptos, preguntar sobre lo que estudian, proponer nuevos temas y explicar al otro lo que han entendido.

Brinda herramientas

El docente tiene que ser un facilitador de herramientas para que el alumno triunfe en la vida. Hoy lo más importante al estar frente a los alumnos es darles herramientas, ellos luego verán cómo usarlas en cada realidad que les toque vivir. Pero si nos detenemos solamente en que sepan fechas y fórmulas, estaremos desperdiciando su gran potencial.

Ayuda a tus alumnos a crecer, crece con ellos y aprovecha estos consejos para docentes que seguramente te permitirán tener una visión más amplia de lo que sucede en el aula con todos tus alumnos.

Dejar respuesta