Muchas veces los hijos necesitan pasar más tiempo con los padres para poder sentirse bien y que su desarrollo social y emocional sea el adecuado. Pero muchos de ellos simplemente se lo callan porque no consideran que sea algo importante o sienten culpabilidad ya que los padres trabajan mucho y hacen lo que pueden durante las 24 horas que tiene el día. Pero hay veces que los padres deben saber leer “entre líneas emocionales” para saber si deben pasar más tiempo con los hijos.

Es cierto que saber que los hijos necesitan más tiempo con los padres no es tarea fácil, pero es algo muy necesario para ellos. La experiencia de ser padre y el conocer a los hijos al milímetro pone esta tarea mucho más sencilla, pero tendremos que ser honestos con nosotros mismos y no mirar hacia un lado. Los padres son los más adecuados para saber las necesidades que tienen sus hijos, así como las necesidades de tiempo de calidad. Hay señales que pueden dejarte claro como padre o madre que tu hijo necesita pasar más tiempo contigo.

Se pone enfermo

Sea verdad o mentira, es posible que tu hijo te diga a menudo que le duele la barriga, la cabeza, que no se siente bien… pero que al ir al médico parece que todo está normal. Pero él sabe que nadie mejor que tú podrá cuidarle, y es la excusa perfecta para pasar más tiempo contigo.

nenes felices con papa
Fuente: lapuertapequena.com

 

Está irritable y agresivo

La irritabilidad o la agresividad también son señales inequívocas de que tu hijo quiere pasar más tiempo contigo. Tanto los bebés, como los niños y adolescentes recurren a estos estados emocionales negativos para afrontar la ansiedad por sentir la necesidad de tiempo de calidad con los padres.

Falta de sueño y de hambre

A veces no tener sueño ni hambre también es una señal emocional de que el niño no está bien por este motivo. No siempre significa que pasa algo fisiológico únicamente, los problemas emocionales afectan directamente al cuerpo.

Estos son algunos de los signos que pueden indicar que tu hijo necesita más tiempo contigo y que le dediques más atención. Pasa más tiempo con él, aunque sea menos tiempo pero de mayor calidad para ver si su actitud mejora.

Dejar respuesta