Pedro Pablo Pérez Pereira, pobre pintor portugués pinta paisajes por poca plata para pasar por París.

Dejar respuesta