Los juegos y juguetes son una herramienta de aprendizaje muy potente ya que, a través de tareas divertidas y entretenidas los niños y jóvenes pueden aprender conocimientos y valores muy valiosos. Desde el Programa Mundial de Alimentos han hecho suya esta idea y han lanzado el videojuego Food Force.

Es un videojuego humanitario creado para concienciar sobre el hambre y la pobreza en el mundo y con el que se pretende concienciar a pequeños y jóvenes sobre lo que significa el hambre en el mundo y cómo su ayuda podría contribuir a cambiar la situación.

En él el jugador forma parte de un equipo de emergencias del PMA (siglas del Programa Mundial de Alimentos) entre los que se encuentran un experto en nutrición, un oficial de logística y el encargado de la compra de los alimentos.  Con ellos tendrá que localizar, desde un helicóptero, aquellos lugares donde la gente se muere de hambre, huye de la guerra o trata de recuperarse después de una seguía o un huracán. Una vez que esté localizado el punto, el equipo deberá repartir cargamentos de comida desde un avión o, más difícil, desde un camión que deberá cruzar territorios conflictivos.

Las diferentes misiones del juego representan a fases del programa de reparto de alimentos en una zona en crisis. Al final de la partida se demuestra cómo esa ayuda puede contribuir a que la gente reconstruya sus vidas después de una tragedia, así, de una forma sencilla y entrenedida se intenta  mostrar a los niños de la situación en la que vive el mundo que les rodea y el valor que tienen las aportaciones de personas anónimas como ellos.

El juego se estrenó el 2005 y desde entonces más de cuatro millones de usuarios de 200 países lo han descargado.  Ante esta demanda en Internet la organización ha decidido traducirlo a 13 idiomas más, entre ellos el español. La versión en nuestro idioma se ha presentado en El Salvador, aprovechando la celebración de la Cumbre Iberoamericana de Presidentes, y está patrocinado por el Programa Mundial de Alimentos de Naciones Unida y la Fundación Ciudad del Saber (FCDS).

Carlo Scaramella, representante de PMA en El Salvador, ha señalado que Food Force representa una alternativa sana y no violenta al entretenimiento de los niños y jóvenes, en una realidad en la que los videojuegos violentos mandan en el mercado, “al tiempo que muestra de una forma interactiva qué se hace y qué se necesita hacer para erradicar el hambre”, ha dicho.

 

 

Dejar respuesta