Septiembre llega y con él la vuelta al cole y algunos niños pueden tomárselo demasiado mal. Apunta estos consejos y verás cómo todo va sobre ruedas.

Llega septiembre y con él no solo la vuelta al cole sino que además, viene una serie de gastos importantes en la vuelta al cole y a la hora de comprar todo el material escolar: libros, estuches, cuadernos y en definitiva, todo lo necesario para que los niños puedan tener un material de calidad y se motiven cada día para aprender algo nuevo. Y es que septiembre cuesta, ¿eh? las vacaciones, el verano y la piscina quedaron en el olvido y ahora es solo un bonito recuerdoniños vuelta al cole

Lo malo de que vuelva a empezar septiembre y la vuelta al trabajo o al colegio no es que vuelvan a empezar sino que, requiere más disciplina, cumplir los horarios establecidos, una vuelta a la rutina a la que nos desacostumbramos muy rápido tan solo hace un mes. Y es que tenemos que ser capaces de volver a empezar todo con alegría, saber que las vacaciones constantes no son saludables y que una rutina diaria te mantiene cuerdo, te hace aprender cada día y aunque la entrada al colegio de nuevo supone un cambio muy radical, hoy quiero contarte algunos consejos para que se convierta en algo ameno y para nada un drama mundial. Toma nota de estos consejos y estoy segura de que los niños sabrán comprender y aprenderán a asimilar que la vuelta al cole no es mala, sino todo lo contrario.

Confía en los maestros

Como decíamos el otro día, el arte de ser maestro es un trabajo que, aunque se pague con dinero, se trata de una de las profesiones más valoradas del mundo, ya que dejamos en manos de esas personas la educación de los hijos, y eso es algo muy importante. Debemos confiar en los maestros, no todo va a ser tan radical como pensamos. Y es que el periodo de adaptación consta de una semana y media, por lo menos. Se trata de concienciar al niño que las vacaciones han acabado y que hay que volver al trabajo, aprender algo nuevo cada día. Para ello, los maestros saben cómo tienen que actuar en cada situación concreta y no empezarán de golpe sino que, lo irán haciendo gradualmente hasta conseguir que el niño se incorpore sin problema.  vuelta al cole

Apoyo incondicional para la vuelta al cole

No hay duda de que todos los padres se preocupan por sus hijos y más cuando trabajan. Cuando están en la oficina piensan si estará bien, si lo estará haciendo correctamente o por el contrario, le está costando demasiado. Un consejo que os quiero dar es que, los días previos antes de comenzar el colegio le deis vuestro apoyo incondicional.

No se trata de dar palmaditas en el hombro sino de demostrarlo con hechos. Por ejemplo, una de las tareas a realizar antes de empezar el colegio es forrar los libros. Una tarde cualquiera puede convertirse en un taller de manualidades con una merienda especial. Poner el nombre y apellidos del niño, comprar una agenda bonita y un estuche nuevo de colores ayudará a que tenga más ganas de empezar. empatía de los niños

 

No solo va a ser la vuelta al cole

Muchos padres creen que los estudios son suficientes para mantener al niño ocupado durante el día. Sin embargo, las actividades extraescolares son una herramienta muy útil para que de tiempo no solo a estudiar, sino a disfrutar, aprender ballet, gimnasia, algo de educación física, aprender a tocar un instrumento o cualquier interés que pueda tener el niño por algo. De esta manera conseguiremos que los niños tengan diferentes tareas y que no solo se centren en estudiar y en hacer los deberes, sino que además van a desarrollar nuevos intereses que les van a ser muy útiles en el futuro. danza como alternativa pau

Ser pacientes con los cambios de humor

Con la llegada de septiembre los niños pueden cambiar de humor muy rápidamente. Los altibajos son un factor a tener en cuenta por parte de los padres. Por eso, hay que ser pacientes y aceptar la realidad. Los principios son duros y no por ello vamos a tirar la toalla y desesperarnos, sino que vamos a calmar la ansiedad ante el nuevo curso mediante el diálogo, la conversación y anécdotas que hayan sufrido los padres de manera similar.

TokApp para padres y alumnos

El primer día será crucial para el niño si va acompañado por sus padres. Ese acto le otorgará confianza, seguridad y sobre todo motivación para el día. Es importante no tener prisa el primer día sino todo lo contrario, hacerlo todo con calma para no llegar a un nivel alto de estrés. Por último, os recomiendo que le deis algún capricho a los niños. Quien diga que nunca ha sobornado a sus hijos miente, y esto es una manera de hacer que estos lleven mejor sus días difíciles en la vuelta al cole. Se trata de algo para estrenar, un pequeño detalle con el que ellos estén contentos y se sientan agradecidos.

 

 

 

 

Dejar respuesta