Manualidad: Molinillo de viento

Cuántas veces hemos visto molinillos y hemos pensado lo fácil que debe ser su elaboración. Ha llegado el momento de hacer nuestro primer molinillo de viento. Además se trata de una manualidad muy divertida y sencilla. Os recomendamos que los padres participen y ayuden a los niños a hacerlo.

Material necesario:

– Cartulina del tu color preferido
– Un alfiler y un lápiz
– Una regla
– Tijeras
– Un goma de borrar (pequeña)
– Pegamento para papel. Cola blanca
– Un botón pequeño o una cuenta
– Una pajita

molinillo de viento

Proceso de elaboración

1- Dibuje en la cartulina, un cuadrado de 15 cm de lado como se muestra en la foto.

2- Recorte el cuadrado y trace una línea, con la ayuda de una regla, las dos diagonales, hasta la mitad, es decir, sin que las líneas alcancen la parte central del cuadrado.

3- Corte las cuatro diagonales por las líneas que trazaste. Recuerda que no puedes llegar al centro.

4- De las ocho puntas que ahora tiene el cuadrado, junte cuatro puntas en el centro del cuadrado, pegándolas con cola blanca al centro. Pinche el molinillo por el centro con el alfiler, y por detrás lo fijas a la pajita, poniendo por medio un botón para que el molinillo pueda girar libremente. Para evitar pinchazos, es conveniente colocar una goma de borrar en la punta del alfiler.

5- Y, ¡El molinillo ya está listo para girar! Ahora solo os queda salir al viento y hacer girar el molinillo. Si no hace viento, podéis utilizar vuestro propio soplo o el aire de un secador de pelo. Si queréis, también podéis colgar el molinillo en la ventana, o en el tiesto de alguna planta. ¡Que os divirtáis un montón!!

Vía: Guía infantil

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here