El carnaval es una fiesta de tradición popular con gran participación de mayores y niños/as. Es por ello que vamos a trabajar de forma globalizada todos y cada uno de los objetivos generales que habíamos acordado, al mismo tiempo que exploramos las numerosas y divertidas posibilidades que nos ofrece esta fiesta, el maquillaje y los disfraces como medio para representar la realidad a través del juego simbólico.

A modo de ejemplo, me arriesgo a exponer algunas de las infinitas posibilidades que podemos realizar y disfrutar en nuestros centros:

  • Disferenciar la música típica del carnaval de otra música.
  • Participar en los juegos infantiles y piñatas en el patio.
  • Adornar el aula con serpentinas, globos,…
  • Disfrazarse y utilizar diferentes materiales y técnica para la elaboración de algún elemento del disfraz. Con esta actividad pretendemos conseguir propiciar una situación que provoque desinhibición en los niños/as retraídos que, a veces, rechazan disfrazarse, maquillarse… e incluso participar en este tipo de actividades colectivas. Un ejemplo de esta actividad sería disfrazar a todos los niños/as de personas que viven en distintos países, por ejemplo:

– En infantil irán de indios, holandesas, árabes y rusas.

– Los de primer ciclo de primaria se disfrazarán de chinos con un traje amarillo y un sombrero de cartulina con una trenza atrás de lana negra.

– En el segundo ciclo irán de mexicanos y mexicanas: las chicas se pondrán unos volantes de todo el cuerpo y el pelo recogido con un moño y un clavel. Los chicos llevarán un gorro mexicano y un poncho hecho con una bolsa de plástico.

– En el curso de quinto irán de cíngaras: las chicas de chicos y al revés. Estos últimos llevarán unas faldas de plástico y unas blusas de este material, también llevarán un sombrero, unos pantalones y un chaleco, las dos últimas partes estarán hechas con una bolsa de plástico.

– Por último, en sexto se disfrazarán de hawaianos: las chicas llevarán una falda hecha con una bola de plástico verde con tiras recortadas, una corona y un collar hecho con flores de papel pinocho de diversos colores; llevarán una pelota partidad por la mitad a modo de cocos como un sujetos. Los chicos irán con un taparrabos verde, unos flecos amarillos, debajo de la rodilla, un collar de flecos marrones (todo estará hecho con bolsas de plástico).

  • Juego de Roles: en la socidad actual, donde parece que es casi obligado proyectar una imagen de perfección, también es interesante perfilar la sensibilidad. Y qué mejor manera de potenciarla empatía que mediante un juego de roles en el que cada clase va a interpretar a los habitantes de un determinado país y mostrará al resto de compañeros las características de otras culturas, otras formas de vida y, sobres todo, a que sepan respetarla y realizarán un pequeño recorrido por las calles más cercanas. Los padres y madres también podrán disfrazarse y realizar el pasacalles.

Vía: Revista “Profe de Primaria nº 6”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here