Al pasar por el cuartel

se me cayó un botón

y vino el coronel

a pegarme un pisotón.

¡Qué pisotón me dio

el cacho de animal

que estuve siete días

sin poderme levantar!

Las niñas bonitas

10 no van al cuartel

porque los soldados

las pisan el pie.

Soldado valiente,

no me pise usted,

que soy pequeñita

y me puedo caer.

Si eres pequeñita

y te puedes caer,

cómprate un vestido

de color café,

cortito por delante,

larguito por detrás

con cuatrovolantes

y ¡adiós mi capitán!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here