Dibujar o pintar son unos de los placeres que se experimentan lo pequeños a más tierna edad. Las primeros garabatos de un bebé son todo un descubrimiento, a menudo una mezcla de alegría y curiosidad que les encanta. Pero el tamaño de las pinturas o crayones puede resultar peligroso para ellos pues se lo suelen llevar a la boca y hacerse daño.

bloque pinturas

Estos “bloques de pinturas” pueden ser cogidos con facilidad por los bebés y niños que comienza a hacer sus primeras obras de arte. Pueden parecer un poco aparatosas para la manitas de los niños, pero teniendo en cuenta que no colocan la mano como lo hacemos nosotras para escribir, sus dimensiones son perfectas. Tienen un acabado similar a las acuarelas, no son tóxicos y su precio es de 14 dólares (alrededor de 9 euros).

Más información: dragonfly

 

Compartir
Artículo anteriorLos gatitos
Artículo siguienteDos niñas

1 Comentario

Dejar respuesta