¿Sabías que podemos fomentar la empatía de los niños? Hoy os contamos algunos ejercicios prácticos para que los más peques aprendan a empatizar en diferentes ámbitos.

Los seres humanos somos empáticos por naturaleza pero a veces, podemos fomentarla o disminuirla según la educación tanto de parte de los padres como de parte de los profesores. Influirá de manera crucial cómo somos tratados en la infancia. Hoy os queremos contar algunos consejos prácticos para los niños en los que podrás fomentar la empatía en los niños e inculcarle valores positivos a la hora de educarlos.

empatía de los niños
Fuente: David Goehring

¿Qué es la empatía?

Según la Real Academia Española, la empatía es la identificación mental y afectiva de un sujeto con el estado de ánimo de otro. La empatía es la capacidad que los seres humanos desarrollamos para ponernos en el lugar del otro, comprender sus sentimientos y sus pensamientos. Se trata de mantener una comunicación no verbal con respeto hacia la otra persona. Los niños pueden modificar su carácter dependiendo de muchos factores, el principal es el trato que han recibido en la infancia. Empatizar con las personas hará que mantengamos relaciones estrechas con amigos, conocidos, familiares,… Así como aumentar la capacidad de comprender situaciones, ayudar a los demás y evitar los prejuicios.

Tratar a los niños con empatía

Este va a ser el primer paso a la hora de inculcar a los niños la empatía. Si los padres no logran tratar a los niños poniéndose en su lugar, ¿cómo desarrollará el niño su propia empatía? Algo prácticamente imposible. Como hemos dicho antes, la empatía nace de cómo somos tratados en la infancia.

Debemos tratar de ponernos en su lugar, comprender sus sentimientos y tratar de ayudar a que desarrollen esta capacidad.  Debemos en primer lugar comprendernos a nosotros mismos para poder inculcar estos valores y educar a los niños.

Y es que no hay nadie que conozca mejor a los niños que sus padres. Por eso, trataremos de averiguar sus necesidades y sus sentimientos yendo más allá de que siempre quieren gominas. Es comprensible que llega un momento de decir no, pero con tacto y sutileza podemos hacer que el niño actúe correctamente en el futuro.

fomentar empatía en los niños

Inculcar el valor de las emociones

Los adultos a menudo también confundimos las emociones con un juego, y es que no es fácil la resistencia al cambio de los niños. Necesitamos reconocer las emociones e identificarnos con ellas. Será imprescindible en primer lugar identificarlas y nombrarlas en cada ocasión. Si estamos enfadados,  alegres, entusiasmados, cuando sentimos rabia o miedo… Son las emociones más comunes que los niños pueden sentir.

Es conveniente que utilicemos este ejercicio el día a día, ya que en la perseverancia están los resultados, las situaciones cotidianas darán mucho juego a la hora de practicar y fomentar la empatía. Es cierto que existen situaciones que pueden ser el momento inadecuado para hablar de emociones pues estamos en el momento en el que el niño está enfadado y no atenderá a razones, por ello será mejor esperar a que llegue la tranquilidad y a continuación mantener una conversación acerca de las emociones.

empatía en los niños cómo fomentarla

Escucha activa

A la hora de resolver un conflicto será imprescindible escuchar a los niños. Puede que los adultos a menudo no nos importe la situación ni el contexto, pero este será un momento crucial si optamos por escuchar y evitar los prejuicios. Es importante a la hora de tener una discusión hacer una crítica constructiva y ser sinceros, además de evitar herir sentimientos. Muchas veces los padres están realmente enfadados y tampoco atienden a razones. Ser tolerantes marcará la diferencia a la hora de fomentar la empatía e incluso podremos aprender de los niños.

fomentar empatía niños

Evitar la agresividad

Apostar por una conversación o discusión sin ser agresivos fomentará la empatía de los niños si sabemos cómo hacerlo. Los padres deben ser firmes sin ser demasiado estrictos a la hora de tomar una decisión en una situación cotidiana. Como hemos dicho antes, hablar en clave de sentimientos puede aportar claridad y firmeza en el mensaje.

Hay que ser concisos y demostrar cómo nos sentimos para que el niño interprete el mensaje y pueda comprender la situación sin asociarlo a algo negativo.  Uno de los errores más comunes que cometen los padres es disculparse por decir “no” a los hijos, esta situación guiará al niño al enfado, la ira y la rabia, por lo que los padres adoptarán finalmente una postura agresiva.

empatía en los niños

Como hemos dicho antes, los seres humanos somos empáticos por naturaleza. Existe una serie de ejercicios prácticos que recomendamos hacer cada día para lograr que los niños puedan desarrollar esta capacidad. De esta manera lograremos poder fomentar la empatía en los niños, lograr que entiendan cómo funcionan los sentimientos sin jugar con ellos y que entiendan la empatía en un mundo real. Un niño empático será un adulto emocionalmente emocional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here