Con los tiempos que corren, nos quejamos de los horarios laborales como nunca. Descubre quién trabaja más horas en España, ¡seguro que te va a sorprender!

No hace mucho hablé con un familiar cuyo hijo no rinde en los estudios, no hace los deberes y le da exactamente igual. Me contaba que no había manera de que estudiara las materias, incluso cuando su madre estaba encima todas las tardes para que lograra sacar la tarea del día a día. Mi pregunta fue, ¿por qué estaba pasando eso? Cuando yo era una niña, no es que me entusiasmara estudiar, creo que los estudios no son la diversión de los niños.

Sin embargo, con alrededor de 10 años empezaba a interesarme por la lengua, la literatura, dejando atrás mis odiadas matemáticas que, con esfuerzo y apoyo en clases particulares, logré sacar adelante. Con esto, quiero decir que a una cierta edad empiezas a tener curiosidad por ciertas materias escolares que orientan el futuro, es decir, si las matemáticas y la química empiezan a despertar el interés de un niño, no es que vaya a ser médico ni químico, sino que puede haber una posibilidad de que su futuro esté orientado a esas materias. Hoy en día, muchos niños están prácticamente saturados todo el día, sin apenas un minuto libre hasta que llega la hora de dormir. ¿Es esto saludable? ¿Es productivo?

empatía en los niños

¿Hay que dejar que los niños se aburran?

A lo largo de los años, hemos podido ver cómo han cambiado los estilos de vida, tanto laborales como académicos. ¿Es bueno o malo? Simplemente ha cambiado, para bien o para mal. Anteriormente, y no os hablo de más de 20 años, los niños iban al colegio. Por la tarde, hacían la tarea correspondiente a las 8 ó 9 asignaturas que tenían y después, acudían a una actividad para fomentar el deporte como ballet, fútbol, atletismo. O algo que tenía que ver con un instrumento, como aprender a tocar la guitarra, el piano… Una sola actividad después de los deberes y antes de tener toda la tarde libre para jugar, entretenerse, ver la televisión o ayudar a cocinar.

Lo que está pasando actualmente es que existen una grandísima cantidad de actividades extraescolares. Para poneros un ejemplo y que veáis la diferencia de antes a ahora. El niño va al colegio de 8:00 a 14:00, come, pero a las 15:00 tiene clases particulares para reforzar las matemáticas, el inglés y conocimiento del medio o sciense. A las 17:00 tiene el curso de natación, a las 18:30 toca el piano y a las 19:30 debe ir a bádminton hasta las 20:30. Vuelve a casa y aún tiene por hacer la tarea de lengua, es decir, que tiene una escasa media hora para hacerla antes de la cena a las 21:00. Cuando llegan las 22:00, el niño está durmiendo y al día siguiente es prácticamente lo mismo, pero cambiando unas actividades por otras o alternándolas.

Fuente: Pixabay
Fuente: Pixabay

¿Quién trabaja más en España?

Quiero mostraros este sorprendente vídeo que, para ser sincera no esperaba el final para nada. Echadle un vistazo, ¡os sorprenderá! Lo más lógico es que los padres es que quieran lo mejor para su hijo, pero a veces olvidamos que el descanso, ocio y entretenimiento es tan o más importante que realizar actividades todos los días y completar cada hora, será entonces cuando el niño se sature y pierda el interés por todo.

 

Para todos los padres orgullosos de su hijos, es fascinante saber que el niño es el mejor de la clase, el que aprende más rápido, el primero en atletismo y el que más facilidad tiene para aprender idiomas. Esperar que los hijos sean los mejores en todo puede acarrear consecuencias que pueden acabar en desastre. No debemos olvidar que al fin y al cabo son niños, y que jugar, tener tiempo libre, ver la televisión y jugar con la tablet forman parte de su desarrollo y de una infancia feliz.

Si habéis visto el vídeo, veréis que España es uno de los países con menos rendimiento académico si lo comparamos con los demás. ¿Dónde estamos cometiendo el error? En mi opinión, todo tiene un principio, y lo primero que está mal a la hora de educar a un niño es hacer de una asignatura como puede ser matemáticas o conocimiento del medio en inglés. ¿Cómo va a aprender ese niño la lengua inglesa si no ha aprendido a hablar el español perfecto?

quien trabaja más en españa

Como padres y docentes, es muy importante que seamos conscientes de saber cuáles son los intereses de los hijos, así como sus habilidades y personalidad. Esta será la única manera para poder fomentar, impulsar y desarrollar las actividades que éste querrá realizar, que lo haga de forma voluntaria y que además disfrute de esa actividad. Os quiero contar además, una tabla recomendada según la edad y cuáles son las mejores actividades para los niños:

  • 4 años: psicomotricidad. Actividades como el dibujo o la danza.
  • 5 años: deportes como la gimnasia olímpica, tenis o fútbol.
  • 6 años: clases de canto, aprender a tocar un instrumento o la pintura.
  • 7 años: Actividades de intelecto: ajedrez, poesía, concursos de matemáticas.
  • 8 años: teatro o danza
  • 9 años: aprender a nadar mediante cursos de natación.
  • 10 años: deportes orientados a los interés del niño.

Es muy importante que estemos atentos a las necesidades del niño. Es lógico que a veces veamos que no quiere ir a las 16:00 a ballet o a clases de teatro, pero si realmente les gusta, no pondrán ninguna pega a lo largo del tiempo, siempre y cuando no estén saturados. Por lo que, si vemos señales de ansiedad en el niño, debemos ser conscientes de que esa es la manera en que manifiesta sus sentimientos y que está repleto de actividades.

Fuente: dicelacancion.com
Fuente: dicelacancion.com

Si conseguimos hacer que el niño, a pesar de tanta tarea y alguna que otra actividad, pueda seguir adelante y está contento con ello, entonces habremos logrado que, algún día, sienta esa pasión por algo que realmente le gusta. ¿Qué os aparecido el vídeo?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here